Poemas
Un punto de apoyo

jueves, 3 de enero de 2013

















Desde la música, danza, pintura y poesía, caminaré
sobre todo lo existente
y, de cualquier cosa…sea insignificante,
mínima, o grandiosa y prominente
me admiraré.

Uno de los más importantes científicos
de la antigüedad clásica, que no un poeta…
dijo… ¡Dadme un punto de apoyo y moveré el Mundo…!

Esa es la clave… ¡ un punto de apoyo!...
para la palabra acomodar,
a la expresión musical y al color
de lo que nos deslumbra…
para versar sobre todo aquello que se ama
y venera.

Un punto de apoyo, eso solicito yo.
con él, me deslizaré hasta los abismos del mar
bajo el violeta  de los cielos,
o alcanzaré las más deslumbrantes cimas;
con él, me tocaré de armonía, y esplendor
aprenderé a caminar, volar, y bogar
con ese majestuoso deslizarse del cisne,
sobre las aguas irisadas, del estanque,
a danzar, entre la caricia cálida y amorosa
de la brisa.
Con él, de la vida y de  la muerte
todas las enseñanzas y técnicas ,
visualizaré.
Iré, paso a paso… desde el romanticismo
al impresionismo
y de éste al expresionismo;
del ultraísmo al  cubista y futurista
al snobismo y exotismo,
as la innovación y clasicismo
del modernismo
y tan sólo en el que yo sé
me acomodaré…
elevando mis manos aladas a Él,
ejecutaré con mis pies signos de danza,
emularé con mis brazos las alas libertarias
de Sus preciadas  aves…



De la música, y la danza, la expresión polícroma
del más opulento y elegante aliento,
desde el auge, plenitud,
y lo fúlgido, de su magnificencia…

Podré pues, si así lo deseo, finalmente,
recostada, sobre la florida campiña,
tejer sensaciones y dotarlos de diferentes colores
hechuras, escuelas y sabores,
acomodada sobre las más vistosas
alfombras de Cachemira,
ricos brocados de la India
y, el tacto grato, suave e incomparable
de las ricas sedas de  Smirna.

Así sabré complacer mi sentir
y anhelo de habitar lo  radiante,
hollando la más dulce y armónica Primavera,
vivir, disfrutando siempre
de tan cálida y florida estación,
ésa  que perpetuamente, anhela mi alma…

Por lo que respecta al amor:
si algún día  hallar, lo hallo..
ha de saber
que desde las afrodisíacas mieles y gozos
de amar,  comprender, adorar, respetar
y venerar,
si a tal ente  me hallase,
hasta la propia vida
él, por mi diese,
y yo por él, sin dudarlo
la mía,
si aún la tuviese.

*


Anny L.Gordon Stewards
LA-USA
(C) 2011


SAINT–SAENS

Comentarios sobre este poemaEnviar a alguien
Deja tu opinión:
Usuario:      Contraseña:           Registrarse

Buscar poema introduciendo algún elemento del título o de su contenido:

Lista de los últimos poemas         Lista de categorías